La segunda vez no se olvida: Washed Out y el Converse Rubber Tracks

D2

Por @Raika83 | Fotos: Alejandra Arteaga

El cierre de la serie de conciertos gratuitos que ofreció Converse Rubber Tracks el pasado 11 de julio en El Plaza Condesa, no sólo superó por mucho y mejoró la variopinta presentación de Candy Colors, Ruido Rosa y las Dum Dum Girls la noche anterior, sino que de paso cerró lo que fue un concierto memorable en la interminable lista de conciertos de la segunda mitad del año en el DF.

D13

El cartel tuvo otra vibra y propuesta que las guitarras y el rock del jueves 10. Acá, Yogui y Tecnicolors Fabrics se encargaron de aceitar bien al público, no más entusiasta y dispuesto a mover el esqueleto, con una vibra pop bailable de guitarras muy en la vena de She´s a Tease en el primer caso y más cercano a la onda que vendría con Washed Out en el segundo.

Lee también:  Disfruta del universo de Stanley Kubrick en la Cineteca Nacional

D9

Contrario a lo escuchado en sus dos discos de estudio y en sus maravillosos EPs, el show en vivo del proyecto de Ernest Greene es aún más colorido y energético, contrarrestando la saturación del sonido a ratos y en diversos puntos de El Plazo, con una cadencia y poliforma por demás disfrutable. Bajos, sintetizadores, baterías y percusiones levantaron las melodías preciosistas de Washed Out, quien tuvo gran respuesta del público, el cual disfrutó el equilibrio entre pop, psicodelia amigable y mucho sentimiento sin ser empalagoso.

D4

Catorce temas, en un set que llegó a su clímax con temas apreciados por la gente como “It Feels right”, “Feel it all around”, la maravillosa “Weightless” y sobre todo “Amor fati”. Greene y compañía demostraron que la etiqueta de chill wave ya quedó en el pasado y les viene floja. Paracosm es un disco mucho más cohesionado, melódico y variado, un giro y robustecimiento del sello ensoñador de Washed Out.

Lee también:  Conoce la programación inicial del festival de Sundance 2017

D3

La alegría se percibía con entusiasmo y el concierto se percibió más entregado y nutrido, artista y audiencia hicieron click en un marasmo de belleza, sutilezas y capas pop de textura onírica que hicieron olvidarnos de los repentinos deslices del audio en la voz de Greene. En su primera visita a la Ciudad de México, Washed Out no defraudó en canto a baile, calor y Groove se refiere, así debe ser. Gran cierre de Converse Rubber Tracks, que en la segunda de sus noches de la edición 2014 amarraron por completo una noche rica y memorable. Más conciertos como estos.

Compártenos tu opinión:

share on: