Moderat. ¿Alfa y Omega?

folder

Escrito por: Denise Ascencio

¿Es acaso Moderat el Alfa y Omega de la música electrónica en la actualidad?

Pues si no lo son, al menos Apparat y Modeselektor han conseguido fusionar armoniosamente los contrastes entre sus distintos estilos musicales, creando Moderat. Este disco lanzado 5 años después de su primer álbum decidieron titularlo simplemente “II”, para que complicarse en pensar un nombre rimbombante cuando aquí la música  habla mejor por sí misma.

Con una portada animada que me da la impresión de ser la personificación del trío, que al realizar una búsqueda en el mar de sonidos que experimentan, se despojaron de máscaras o estereotipos para sencillamente crear de manera libre lo que les viniera en gana. Y así nació un disco que fuera de las expectativas de un techno prendido y menos relajado, salió un delicioso conjunto de temas capaces de jalarte a mundos delirantes sacados de la mente del trío de músicos.

Lee también:  Mira "Feel Good Inc." de Gorillaz compuesto solo con memes

Iniciamos con un ‘Interlude’, que da la sensación de estar entrando en un túnel de gusano que permite vislumbrar un poco el mood del viaje que está a punto de comenzar. Es así como llegamos a los beats selváticos de excelente composición del primer sencillo ‘Bad Kingdom’.

Pasamos al dance y el juego de ecos en el tema ´Versions’, para proseguir con ‘Let In The Light’ que asemeja a estar sumergido literalmente en un reino acuático, donde dulces voces te invitan a dejarte llevar por el ritmo. En ‘Milk’ entramos lentamente en un ambient relajado y sin muchas variaciones, alucinante.

‘Therapy’ llega con bajos marcados, y unas voces que junto con los sintetizadores recrean un viaje algo chill out, ‘Gita’ mezcla un ligero dubstep con la nitidez de una voz que se une con curiosos sonidos danzantes. Mientras el tema ‘Clouded’ es similar a la sensación de entrar a un cuarto iluminado después de haber tenido los ojos vendados, es como un aturdimiento visual.

Lee también:  Ya puedes borrar tu existencia de Internet con esta nueva página

Llegamos a la racha final, descubriendo un ‘Ilona’ nebuloso y enigmático, plagado de tintes del primer disco, y que marca el regreso por el túnel. En ‘Damage Done’ un bosque misterioso en la oscuridad se abre frente a nosotros, donde a cada paso un sonido orgánico alza el vuelo en nuestros oídos. El final ha llegado de la mano de ‘This Time’, ligeros drums acompañan los últimos pasos de regreso en este viaje de melodías soñadoras, con sintes precisos la atmósfera onírica concluye dulce, y en tiempo.

Como toda buena obra de arte, y la perfección de una cebolla, las diferentes capas cuidadosamente unificadas es lo que termina por dar el acabado perfecto, y este disco sin duda lo tiene. Sin importar cuanto lo escuches, un nuevo efecto de sonido siempre te sorprenderá, y el camino de vuelta a ese trance auditivo permanecerá brillando.

Compártenos tu opinión:

share on: