Reseña de Lorde en México, desde el Auditorio BlackBerry