¿Realmente el perreo se está apoderando de todo?

Música 19/08/2019

¿Realmente el perreo se está apoderando de todo?

¿Recuerdas como hace unos años, TODOS odiábamos el reggeaton? Íbamos con bandera de que era el peor género existente y sus fans los más “tontos” ¿Pero cuando cambio todo esto? En pleno 2019 es de “tontos” no disfrutar este género.

Oficialmente todo comenzó con la Gasolina, en 2005, en ese momento el mundo se dividió, la canción alcanzo el top billboard y lo escuchaban en todo el mundo. Por otro lado estaban los que criticaban la letra y la manera de baile.

Comencemos por esto, las letras siempre han sido completamente sexuales, o por lo menos lo eran. Muchas de ellas se hicieron notar por el mal lugar que le daban a las mujeres en sus canciones, en sus videos chicas con poca ropa y sexualizadas, esto no ha cambiado al 100, aunque hay varias cosas que reconocer, frases como: Un perreo asqueroso, bien bellacoso pero sin acoso. Algunos más como Paulo Londra, con letras más románticas, y no olvidemos las mujeres que han tomado el género urbano.

Por otro lado muchas mujeres han tomado el reggeaton como bandera, desde colectivos, DJ’s, bailarinas y muchos más. Demostrar que tomamos estas canciones como nuestras, de la misma manera que nuestra vida sexual, la manera en que vestimos y como nos comportamos.

Este género ha tomado mucha fuerza, en 2014 subió un 119% sus reproducciones en plataformas digitales y sus videos tienen millones de reproducciones. El público al que está dirigido también ha cambiado. Esto se podría deber a que cada vez hay más artistas de todos los géneros colaborando con reggeatoneros. Quitando muchas barreras y dándole un sonido más suave.

Pero no te confundas incluso con estas mezclas de sonido que van desde el pop hasta el flamenco, hay otro sector que guarda un reggeaton más sucio, como uzielito mix talento mexicano que llego hasta Tomorrowland. Hablando de romper fronteras, estos artistas en su mayoría latinos, han llegado a dar giras por lugares tan lejanos como Israel y a ser escuchados por actores de Hollywood, artistas visuales e incluso los mismos Obama, siendo también headliners de grandes festivales como Coachella.

Todo pareciera miel sobre hojuelas pero no podemos descartar a algunos puristas como Aleks Syntek que piensa que la música urbana terminará dañando a nuestros niños.

El perreo ha armado una revolución, no solo la que hizo que un gobernador dejara su silla. Quizás en unos años este movimiento logre que dejemos de pensar en géneros y veamos más artistas experimentando con lo que les gusta sin pensar en que está bien o mal, quitando prejuicios y perreando hasta el suelo. Como arma de rebeldía el perreo nos recuerda que las próximas generaciones lucharán bailando.

¡Síguenos en Facebook y gana boletos para conciertos y festivales!