Stina Nordenstam: La cantante que prefiere el anonimato

Música

Stina Nordenstam: La cantante que prefiere el anonimato

Existen personas que a pesar de poseer un gran talento y todo lo necesario para triunfar en la música, simplemente se niegan a ser e incluso prefieren desaparecer. Este es el caso de la cantante sueca Stina Nordenstam, quien desde hace muchos años prefiere vivir retirada del ojo público.

La talentosa sueca que se alejó de todo

Stina nació el 4 de marzo de 1969 en Estocolmo, su nombre real es Kristina Ulrika Nordenstam y se crío escuchando jazz, pues a su padre le gustaba mucho este género, además de demostrar sus aptitudes musicales.

Fue hasta 1991 cuando lanzó su disco debut Memories of a Color, con el que consiguió llamar la atención gracias a la mezcla de sonidos e innovación que iban acompañados de voz tan dulce que emulada a la de una niña. En esta época la cantante ofreció conciertos y también realizó promoción para medios de comunicación, podría decirse que todo iba bien. De hecho en 1994 apareció su segundo material And She Closed Her Eyes, en este trabajo exploró el rock alternativo y nuevamente obtuvo elogios por parte de la crítica especializada.

Cabe señalar que a partir de ahí logró ser más conocida gracias a que la canción Little Star fue parte de la banda sonora de la película Romeo + Juliet, que protagonizó por Leonardo DiCaprio. Esta oportunidad pudo haberla aprovechado a su favor, pero prefirió irse alejando poco a poco de la vida pública, pues ya no quiso presentarse en vivo, las entrevistas que concedía eran contadas, además en las portadas de sus discos se muestra con pelucas, maquillaje y fotos distorsionadas suyas.

Para 1996 lanza Dynamite, álbum en el que muestra su evolución hacia el minimalismo e introduce las distorsiones. Dos años después saca a la venta People Are Strange,  un CD de covers que contiene la clásica canción de The Doors del mismo nombre e incluye temas de grandes intérpretes como Leonard Cohen y Prince. 

Ya en pleno 2001 apareció de manera independiente This Is Stina Nordenstam, en el que Brett Anderson de Suede colaboró en el track Trainsurfing y ahora la sueca coquetea con el pop retro. En 2004 dio a conocer The World Is Saved, el que actualmente es su más reciente disco y que se colocó en la posición número cinco de los charts de Suecia. 

Stina dejó de hacer música pero a lo largo de los años continuó participando ocasionalmente con músicos como Filur, Nine Horses y como compositora para su compatriota Freddie Wadling. Lo curioso de esta gran artista es que en internet la información sobre ella sigue siendo poca y pareciera de que se trata de un extraño misterio.