¡Estos son los mejores momentos de How I Met Your Mother!

Entretenimiento 02/03/2020
how i met your mother

¡Estos son los mejores momentos de How I Met Your Mother!


Hace unos días, How I Met Your Mother, la emblemática serie de los 2000’s dio mucho de que hablar pues volvería en forma de streaming, suceso que enloqueció a sus fanáticos. Recordemos que este show es uno de los más queridos, protagonizado por cinco amigos que conviven en su día a día, bajo un tono cómico y sarcástico. El éxito de la serie duró nueve temporadas y todas llegaron este 1 de marzo a Amazon Prime.

Siendo que el furor se reavivó, aquí en Freim decidimos buscar los mejores momentos de la serie para que quieras volver a verla, te los dejamos a continuación.

Esta es nuestra compilación de los mejores momentos de How I Met Your Mother

 

Al principio, fue Robin…

Ted conoce a Robin en el primer episodio de la primera temporada en McLaren’s, el bar preferido de todos. Durante todo el episodio podemos ver lo bien que se llevan, pero después de varios intentos fallidos por besarse Ted arruina todo enamorándose demasiado rápido y luego diciéndoselo a Robin (¡Ay, Ted!)

En retrospectiva, este es el momento MÁS importante de toda la serie y nos gusta porque desde ese primer episodio supimos, en alguna parte de nuestro corazón, que Robin y Ted terminarían juntos.

El secreto de Barney

El pasado de Barney había sido un misterio para todos sus amigos hasta que Lily toma posesión de una cinta de video con la cual Barney se ve forzado a revelar su pasado hippie y la razón por la cual decide ponerse los trajes sastre que nunca se volvió a quitar en la serie.

Todos tenemos ese look en nuestro pasado que queremos olvidar y no dudamos en quemar evidencia de esa época o destaggearnos en Facebook de fotos si a alguien se le ocurre recordárnoslo. El ver que el de Barney era justo lo opuesto de lo que conocíamos de él nos hizo reír mucho.

 ¡Lily, no!

Lily y Marshall parecían ser la pareja perfecta. Toda la primera temporada celebramos junto con ellos el haberse comprometido y estar a punto de casarse… Hasta que Lily nos rompió el corazón al decidir dejar a Marshall para mudarse a San Francisco y estudiar arte. ¡¿Por qué, Lily?!

Aunque la decisión de Lily, como espectadores, nos pudo parecer egoísta (sobre todo cuando vemos a Marshall sentado en la lluvia, con anillo de compromiso en la mano) este momento nos enseña que el crecimiento profesional es vital para una persona, aunque a veces ese crecimiento tenga que buscarse lejos de la pareja.

El secreto de Robin

Robin se niega rotundamente a ir a un centro comercial pero no les quiere explicar a los demás el por qué. Ted, Marshall, Lily y Barney pasan todo el episodio tratando de averiguar su secreto. Al final descubrimos que en su adolescencia Robin había sido una cantante de pop famosa llamada Robin Sparkles la cual había tenido un sencillo que había sido un hit en Canadá llamado ‘Let’s go to the mall’ (Vamos al centro comercial).

Robin siempre se caracterizó por ser  una mujer a la que le gustaba hacer cosas de hombre como fumar puros y tomar whisky en las rocas. Conocer su personalidad popera cantando y bailando una canción extremadamente pegajosa nos gustó tanto que aquí te dejamos el video completo para que puedas verlo otra vez.

A cachetadas (Slap Bet)}

Después de una serie de apuestas perdidas, Barney termina siendo el receptor de un castigo que consistía en ocho cachetadas (sin previo aviso en un tiempo indeterminado) por parte de Marshall, así que durante toda la serie vemos como Marshall cobra cada una de ellas en momentos inesperados. Las sorpresas siempre son bienvenidas. Al igual que Barney, nunca sabíamos cuando o por qué Marshall decidiría acabarse una de sus cachetadas pero cada una de ellas fue divertidísima.

La cita de 2 minutos

Ted era conocido por tomar decisiones sin pensarlas bien para después arrepentirse de ellas (¡Ay, Ted!). Gracias a una de ellas termina conociendo a una doctora llamada Stella quien le explica que no tiene tiempo para citas pues tiene una hija. Ted, entonces, decide orquestar una cita completa con viaje en taxi, cena romántica de 2 tiempos, una función de cine, café, postre, flores y beso. Todo en dos minutos.

¿A quién no le gustan los gestos románticos? Poder ver una cita completa, en tiempo real, fue un deleite.

¿Quién es la Slutty Pumpkin?

Años antes de conocer a Robin, Ted tiene un encuentro con una mujer vestida de calabaza (la famosa Slutty Pumpkin) en una fiesta de Halloween. Los dos se se gustan pero el destino los separa. Convencido de que ella puede ser el amor de su vida, Ted decide ir con el mismo disfraz a la misma fiesta de Halloween todos los años en espera de que aparezca. En la séptima temporada nos revelan que la Slutty Pumpkin es nada más y nada menos que Katie Holmes (llamada Naomi en la serie)… y, como nos lo pudimos imaginar, al final del episodio resulta que ella no es el amor de su vida. Es importante darnos cuenta si estamos enamorados de la idea de una persona o de la persona en sí. Desafortunadamente, hay calabazas que nunca van a convertirse en carruajes. Por más que esperemos.

“Robin no puede tener hijos”

El no querer casarse y tener hijos era algo que Robin dice recurrentemente durante toda la serie. Ya en las últimas temporadas Robin sospecha que puede estar embarazada de Barney (Sí, de Barney) por lo que los dos van a ver a una doctora la cual les confirma que no lo está. Después de una breve celebración, Robin regresa a consulta sola en donde le informan que no puede tener hijos.

Aceptar no tener poder de elección real sobre algunos aspectos de nuestra vida o nuestro cuerpo es difícil. Lo importante es tener un sistema de apoyo en la familia y amigos y vaya que Robin tenía buenos amigos.

 ¡Ted por fin conoce a la mamá!

El momento exacto en el que Ted y Tracy (la mamá) se conocen lo podemos ver hasta el episodio final de la temporada. Entre gotas de lluvia, un paraguas amarillo, pláticas y risas, Ted por fin les cuenta a sus hijos cómo conoció a Tracy de quién estuvo enamorado hasta el día de su muerte… ¡Sí, Tracy se muere! ¡Ugh!

Vale la pena esperar por las cosas buenas de la vida, pero el que nos entregaran la promesa del título del programa tenía tiempo siendo necesario. Por fin poder verlo fue un cierre emocionante.

Y al final, fue Robin

Después de que Ted termina de contar cómo conoce a Tracy, sus hijos cuestionan el punto real de la historia y descubren que lo que estaba buscando era su aprobación para poder ir tras Robin (de quien siempre estuvo enamorado) así que va a buscarla para conquistarla de una vez por todas. ¡Claro! ¡Lo supimos desde el principio! ¡Sabíamos que era Robin! Si algo nos enseñó ‘How I Met Your Mother’ es que todas las cosas tienen su tiempo y no es bueno tratar de forzar algo sólo por el hecho de no poder esperar, pero por fin poder ver que siempre tuvimos la razón fue gratificante.

¡Síguenos en Facebook y gana boletos para conciertos y festivales!