Freim TV

Música

Riot Grrrl! El feminismo no murió en los 70’s

Dic 28, 2021

Riot Grrrl! El feminismo no murió en los 70’s

En la historia de la humanidad siempre han existido movimientos sociales que han tratado de hacer cambios en la sociedad y es por que en el fondo todos sabemos que siempre hay algo que cambiar. Con el nacimiento del punk en s 70’s llegaron las promesas para romper los paradigmas, sin embargo, este movimiento también estaba lleno de sexismo y era algo que debían luchar por romper. La escena musical estaba llena de hombres que todos conocían, mientras que las mujeres estaban escondidas entre las sombras.

¡Es hora de empezar el cambio!

En los años 90’s un grupo de mujeres hartas de no existir y no ser tomadas en serio como músicas vino a revolucionar esa forma de ver a las mujeres de forma profesional.
Estas, llenas de enojo por todos los asaltos que sufrían día a día comienzan a usar como medio de expresión los “fanzines” donde ponían sus opiniones, los fotocopiaban y entregaban a las personas en las calles.

Existieron fanzines que inspiraron  mujeres a hacer los propios; algunos fueron: “Jigsaw”, “Girl Germs”;creado por Molly Newman y Allison Wolf, quienes crearían la banda Bratmobile y por ultimo en 1990 Tobi Vail y Kathleen Hanna crean el fanzine llamado “Bikini Kill” que constaba en teorías feministas y punk.

Todos estos fanzines llevaron a la creación de uno nuevo llamado “Riot Grrrl” que daría pie a este movimiento cuya actitud era representada con esta frase de Kim Gordon, bajista de Sonic Youth:

<<bombardear el centro neurolágico de la falocracia del rock.>>

 

El nombre de este fanzine nace de una carta enviada por Jen Smith de Bratmobile a Allison Wolfe tras el asesinato de un joven salvadoreño por un policía lo que termino en una serie de enfrentamientos entre los vecinos y la policía en Mount Pleasant, en Washington diciendo

<This summer’s goig to be a Girl Riot” (Este verano será una revuelta de chicas).>


Tomando la inspiración de esta carta y añadiéndole a la palabra “girl” tres R por la onomatopeya “grrr” de un gruñido.

 

La banda mas representativa de este movimiento es Bikini Kill, formada por Kathleen Hanna, Billy Karren, Kathi Wilcox y Tobi Vail cuyo casete «Revolution Girl Style Now» sirvió como declaración para este.

A continuación: el resurgimiento.

Entrando en la 3ra ola del feminismo, las letras de las canciones hablan sin tapujos sobre todo temas que le afectaban sobre todo a las mujeres: como abuso sexual, acoso, desigualdad de genero, homofobia, empoderamiento y nuevas formas de sexualidad desde una perspectiva feminista.

Las participantes de este movimiento rechazaban as posiciones esencialistas del papel de la mujer en la sociedad  “No existe un único modelo de mujer, sino que hay muchos y muy variados, según sus circunstancias sociales, personales, espirituales y étnicas”

Este estallido de energía comunitaria giraba entorno al enojo causado por la desigualdad e hizo que los shows se convirtieran en un performance combativo que reivindicaba el papel de las mujeres en la sociedad.

«No siempre serán sonrientes, serán calladas y serán obedientes», entre las acciones mas controvertidas que se veían en los conciertos, era pedir a las asistentes de atrás que pasaran al frente y que los hombres se quedaran en el fondo.

Claramente fueron acciones que no eran bien recibidas por los hombres, por lo cual las bandas fueron fuertemente criticadas y atacadas, incluso llegaron a ser amenazadas.

Los términos “perras”, “odiadoras de hombres”, “lesbianas” y “zorras” eran muy recurrentes, lo cual solamente demostraba que es machismo del que tanto se quejaban estaba ahí y era completamente visible.

El espíritu que nos sigue persiguiendo

De la misma manera que Madonna buscó novedades en la escena alternativa, los sellos discográficos, buscando cosas nuevas, se toparon con este movimiento tan salvaje y copiaron el espíritu para trasladarlo a nuevas artistas.

En la actualidad el feminismo no es un tema nuevo, es algo que resuena cada vez en más cabezas de forma buena o mala, sin embargo, no podemos negar que los movimientos como este o cualquiera de las oleadas anteriores han logrado hacer grandes cambios en la sociedad: dar visibilidad a las mujeres, el derecho a expresarse sin necesidad de un anonimato, el derecho a estudiar, a votar, y actualmente en algunos lugares el derecho a decidir sobre su cuerpo.

Sin duda las Riot Grrrl son una muestra de que el feminismo y el punk pueden ser grandes aliados.